En la postura del Indalo nuestro cuerpo se enmarca en una estrella de cinco puntas que ha su vez, se inscribe en un pentágono, este se asienta en un círculo, que se puede encuadrar en un cuadrado.

En la postura del Indalo nuestro cuerpo se enmarca en una estrella de cinco puntas que ha su vez, se inscribe en un pentágono, este se asienta en un círculo, que se puede encuadrar en un cuadrado.

En la postura del Indalo nuestro cuerpo se enmarca en una estrella de cinco puntas que ha su vez, se inscribe en un pentágono, este se asienta en un círculo, que se puede encuadrar en un cuadrado.

Ir a la barra de herramientas